Como ya le contamos en algún momento este periódico, nos referimos al Expreso del Norte, surgió hace veintitrés años cuando dos mujeres con hijos chicos fueron despedidas de su trabajo. Entonces como trabajaban en un diario, en el dpto. comercial y les gustaba comunicarse con la gente decidieron que lo mejor y los más acorde con sus posibilidades económicas ( casi nulas) era crear un espacio accesible y amigable para los vecinos de los barrios y sus organizaciones, o sea un periódico zonal.

¿Por qué? Porque veíamos que los grandes medios de comunicación no reflejaban ni les interesaba la realidad de los barrios periféricos, salvo claro está cuando había problemas. Y cuanto más graves fueran los problemas, mejor para ellos;más vendían!

Otra cosa que vimos y aprendimos, era la enorme riqueza ( no en metálico claro) que había en los barrios; poetas, pintores, escultores/as, periodistas, gente solidaria hasta niveles increíbles que se agrupaba en comisiones de fomento, comisiones barriales, centros culturales, etc. etc. Y todo ese potencial era ignorado.

La televisión, los periódicos importantes, las radios difundían noticias o hechos intrascendentes que muchas veces nada tenían que ver con nuestra realidad ni aportaban nada para nuestro crecimiento, muy por el contrario.

Y en nuestros barrios existían y existen muchísimas personas que son verdaderas heroínas y héroes anónimos que realizan de forma cotidiana tareas solidarias, desde merenderos, hasta ollas populares, oratorios que apoyan a las familias más vulnerables, policlínicas barriales, clubes de baby fútbol que hacen una trabajo social increíble.

Y desde su creación el Expreso estuvo apoyándolos. Y no solo difundimos lo que hacían, sino que estuvimos ahí, embarrándonos las manos, recorriendo nuestra zona al derecho y al revés, con la oreja atenta a las sugerencias de los vecinos y las manos extendidas a sus necesidades.

Y nuestro norte, siempre fueron los menos privilegiados; las mujeres, los niños, los viejos. Por eso organizamos decenas de concursos con los chiquilines de las escuelas públicas de la zona, realizamos decenas de notas a las comisiones barriales, intentamos desempolvar a esos personajes anónimos de los que hablamos anteriormente, y trabajamos incansablemente para que el expreso no fuera una «obra de iluminados» sino que fuera una obra colectiva.

Y como se dice popularmente «nos pelamos las alpargatas» para hacer cada cosa que hicimos; desde el homenaje a los abuelos, a las madres, a los padres, festejos del día del niño, etc. etc. porque fueron contadas las ocasiones en que este periódico obtuvo ayuda financiera de algún organismo público, llámese intendencia, gobierno, etc. Mientras veíamos como los dineros públicos se repartían siempre entre los «mismos», los periódicos zonales y las radios alternativas casi siempre, salvo en contadas ocasiones, quedaban afuera aunque las autoridades sabían de la importancia de estos medios alternativos para los barrios.

Algunas actividades organizadas por el Expreso: Concurso de Cuentos 1999, Festejo Día del Niño Club de Baby Fútbol Royal, año 2000,
Homenaje Día del Niño Barrio Sayago, 2002
Foto arriba Izquierda Ganadoras del Concurso de Cuentos
Ganadoras del Concurso de Cuentos y equipo del Expreso año 2000. Mariela Lens, Sonia Otero y Amalia Valdés
Foto abajo: Natalia Sellanes y Mariela Lens
Foto abajo derecha: dos vecinos del Barrio Lavalleja ayudando en la actividad del Expreso

Pero bueno la idea no es quejarnos, estamos satisfechas por lo que hicimos y agradecidas con todos aquellos que nos apoyaron; pequeños negocios, profesores, maestros, albañiles, sanitarios, modistas, etc. etc., emprendimientos de barrio que también tenían que hacer enormes esfuerzos para mantener sus puertas abiertas; ellos fueron el sostén fundamental del expreso, más algunos colegios solidarios que vieron en el expreso un puente para vincularse con la comunidad.

En el caso nuestro además podemos decir con orgullo que nunca dejamos de decir lo que pensábamos para obtener una ayuda financiera: como siempre dijimos, al que hace las cosas bien, lo aplaudimos, al que las hace mal, lo criticamos, sea del palo que sea.

Por razones de público conocimiento el expreso ya hace dos meses que no puede salir; pero no nos rendimos, gracias a la solidaridad de un joven programador, comenzamos a salir digitalmente. Porque no quisimos echar por la borda estos 23 años de esfuerzo, de perseverancia, de alegrías y de una enorme, enorme entrega del equipo del expreso; que en honor a la verdad no sólo son mujeres, son hijos solidarios, son amigos, amigas, familiares y muchos, muchos vecinos y vecinas que nos preguntan porque no sale el expreso.

Resumiendo; hoy los necesitamos a Todas y a Todos. Necesitamos que 100 personas aporten mensualmente $180 por mes; que son exactamente $ 6 por día.En el caso de personas que vivan en el exterior pensamos en cinco dólares mensuales; lo que sí la tarta se las vamos a deber, pero algo pensaremos!!! De esa manera el Expreso podrá volver a salir en papel.

El dinero lo pueden depositar en las redes Abitab en el colectivo 109099.

Pero no dijimos algo importante los colaboradores recibirán el expreso en su casa más una tarta casera o un libro como reconocimiento a su generosidad.

Muchas, muchas gracias!!!!

Colegio CENI Colegio y liceo Bethesda

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí